4/14/2008

FERIA 2008, SUCINTO ANALISIS

Después de una adjudicación que levantó cierta polémica, la empresa que regenta los destinos del coso de los Califas, ha dado a luz el cartel de feria de esta su segunda y nueva etapa. Cartel que está conformado por lo que la empresa considera lo mejor que puede ofrecer a la sufrida y cada vez menos influyente afición cordobesa.

Cada aficionado tiene en mente un cartel distinto. Claro esta que los gustos de cada uno son diversos, tanto en toreros como en ganaderías, lo que hace que prácticamente no haya unanimidad alguna en catalogar el cartel como bueno, regular o malo.

Claro está que para unos no hay más cera que la que arde y que para otros, las deficiencias son las mismas que se han ofrecido durante los cinco años precedentes. Particularmente me voy a mojar y voy a ofrecer al lector una opinión muy personal del cartel que pronto va a empapelar las calles de esta Córdoba taurina y que posteriormente serán emborronados por los antitaurinos de turno, que me da la impresión que en esta ciudad, están muy bien organizados.

Para empezar hay que decir que las novilladas me parecen insólitas para una feria de una plaza de primera categoría. Lógico que los ponedores campeen a sus anchas en provincias y portátiles ¿pero en una plaza como la de Córdoba? No, gracias. Salvando el cartel del sábado 24, en que torean tres novilleros cordobeses, dos de ellos apoderados por la propia empresa, aunque la ganadería no me acaba de cuadrar, los otros dos carteles suenan a ‘ponedores’ o intercambio de cromos. Las novedades del escalafón inferior son Pepe Moral, Alejandro Esplá o Miguel Ángel Delgado, pero curiosamente ninguno aparece en los carteles de Córdoba. También se ha cometido una injusticia con el novillero de la tierra Víctor Abad, que tras cortar una oreja y haber estado bien en la temporada anterior, no aparece anunciado en ninguna de las tres novilladas, cuando se lo había ganado en la arena, pero visto lo acontecido en temporadas anteriores con Solano González, tampoco nos pilla de sorpresa.

La corrida del día 25 es una de las estrellas de la feria. Victorino vuelve tras muchos años y Pepín Liria se despide de una afición que lo ha visto poco y que creo que tampoco lo va a echar de menos. José Luis Moreno regresa y además con un toro que conoce y entiende a la perfección. Puede ser el último vagón del tren. Esperemos que lo tome y ocupe el lugar que merece. Antonio Ferrera viene avalado por sus triunfos de la campaña anterior en Pamplona. Nada que reprochar a este cartel. De los que se ha hablado para dar vitola al mismo, harán el gesto en otra plaza, pero en Córdoba desde luego que no.

El miércoles vendrá JT. Con él toda su cohorte de seguidores que ven en el de Galapagar un salvador para la fiesta. Pero un salvador con un marketing impresionante que ha mediatizado a gran parte del público y medios. Su ausencia en las plazas de categoría, lo de Madrid aún está por ver, ante un toro disminuido y falto de integridad hace que muchos se estén planteando que de salvador y mesías nada de nada. Como no quiere pelea con los que vienen arreando, uno que no molesta por delante y otro que está más verde que una pera por detrás. Su éxito está asegurado, sus telonazos, enganchones y sustos ante dos toretes seguro que también.

El jueves un cartel a mi juicio flojo. Cantan la madurez de ‘El Juli’, pero esta no llena plazas ni satisface por igual a todos. Alejandro Talavante se deshincha poco a poco. Al final el toro pone a cada cual en su sitio. Cierra el cartel Julio Benítez que está aún en periodo de adaptación al escalafón superior y que puede ser el que a la postre diera la sorpresa. Sobre el papel tarde de tedio y aburrimiento. La empresa conocedora del poco tirón de este cartel ha optado por vender un mini abono con esta corrida y la del mesías JT.

El viernes otro cartel fuerte. Quienes dicen que Córdoba es plaza para dos corridas y los caballos tienen razón. Victorino y Fuente Ymbro son los dos carteles de la feria. En este cartel Finito abre. El torero de El Arrecife en Córdoba si hace el esfuerzo. Ante los toros de Fuente Ymbro puede desarrollar su toreo de verdad, ese que enamora y seduce. Juan Serrano puede aparecer esa tarde, Finito ojala no. El Cid está en un gran momento. Está en figura del toreo, ya se pudo ver el día del festival del cáncer y Castellá no se dejará ganar la pelea. A poco que los de Fuente Ymbro colaboren la tarde puede ser histórica.

El cartel del sábado impropio para Córdoba. Terna de pueblo, barbechos, polvaredas y portátiles que no sé qué puñeta hace en la feria de Córdoba y en un día de antaño considerado estrella. Manolo Díaz que hace lo que sabe, se justifica, al igual que El Fandi, ¿pero Rivera? Ya está bien de año tras año aparecer por Córdoba para no hacer nada.

El cartel de rejones cojo, muy cojo. Hoy por hoy, sin Pablo Hermoso ni Ventura, cualquier cartel está cojo. Cartagena muy visto, Moura hijo no termina de romper y solo Hernández mantiene el interés.

Ausencias, muchas. Intolerable que Ponce no esté en Córdoba. Los nuevos Perera y Manzanares también hubieran tenido sitio, pero la pasta es la pasta y ésta está prevista que se la lleve JT.

En cuanto a ganaderías dos injusticias. Una el mono encaste sigue imperando y con ello el aburrimiento. Victorino nos podrá sacar del tedio. Y segundo, cuando van a repetir Ana Romero y Julio de la Puerta, que en temporadas precedentes lidiaron dos buenas corridas de toros, sin aprovechar por cierto por los espadas, y aun no han vuelto.

6 comentarios:

Faliny dijo...

Estoy en gran parte de acuerdo con tus obserbciones, pero lo de que el jueves es un cartel flojo....
Con la sola presencia de El Juli el cartel toma categoria para el aficionado, no asi para el publico, que a lo mejor prefiere el cartel del sabado, que tambien se ha dado en sevilla y valencia, tambien plazas de primera categoria. Ademas ese cartel que denominas como flojo tambien cuenta con el aliciente para cordoba de ver al mas nuevo de sus matadores de toros, que viene precedido de una temporada 2007 muy fructifera, y por supuesto talavante, que aunque viene un poco con la inercia del año anterior tambien interesa verlo enfrentado a los componentes del cartel.
En fin vamos a ver larespuesta del aficionado a una feria, a mi juicio, bastante completa.

Salvador Giménez dijo...

Buena matización por tu parte. Cartel flojo desde el punto de vista del espectador ocasional, porque para el aficionado cualquier cartel, por muy poco que sea tiene atractivo. Cierto es para El Juli pasaron los tiempos de convocatoria en las taquillas, pero su madurez servirá de acicate para que algunos acudan a la plaza. Talavante no me acaba de convencer. Ojala reviente la plaza de Córdoba. Después de lo de ayer en La Carlota, me vuelvo a ratificar que la gran sorpresa puede ser Julio Benítez, tu lo sabes mejor que nadie.

Albiac dijo...

Salvador, esperaba este análisis. No sé yo si es tan complicado hacer una feria rematada. Como carteles completos sólo veo el de Victorino y Fuente Ymbro. Los demás parece que tienen retales o pespuntes saltados.
No se entiende como se presenta la feria de Córdoba sin Ponce que al menos según el sentir de mi entorno es el torero más querido de Córdoba con el Fino.
Da pena que la feria de Córdoba no tenga a los mayores animadores de la feria en el momento: Manzanares y Perera. Aún duele algo más que las ausencias, alguna presencia. No es decente que antes de éstos últimos sí entre Rivera (¿crees que se lo ha ganado en la arena en años anteriores?). Como has apuntado con Víctor Abad y las ganaderías, no vale el mérito lo realizado. Lo de las novilladas menos el 24 es de traca. Repugnante.

El Juli debería atraer como figurón, en Talavante no confío, no sé qué tiene, será que es barato, y a ver qué pasa con Julio.

Y los rejones flojos como has avisado. No sé, no sé.

Ojalá tengamos un ferión, pero además después de lo acaecido en Sevilla, miedo me da la tendencia, y más miedo da taurotoro.

José Luis dijo...

¿Conque lamentán la ausencia de Ponce y cosiderán interesante la presencia de Juli por maduro? Así nos va...sobrán ambos y otros pocos más, estos toreros son como el tío del turrón, están en todas las ferias. No les parece que los aficinados deberíamos reclamar a: Fernández Pineda, Pauloba, Manuel Amador, Curro Díaz, Frascuelo que se acaba, en fin...tenemos eso, lo que nos merecemos.

Salvador Giménez dijo...

Cierto es que faltan muchos nombres, como también lo es que Ponce en Córdoba hoy por hoy es tan indispensable con el mismo Juan Serrano. De los que faltan me inclino sobre todo por dos, el alicantino Esplá que le queda en esto un telediario y seguro que no va ha hacer circo de despedida, y el linarense Curro Díaz, aunque falten muchos más. Pero en fín gustos hay para todos.

Puente Genil dijo...

¿Han visto los carteles que tienen preparados para la feria de las Hogueras de Alicante? Esos si que me parecn unos carteles bien rematados, de acuerdo que es un ciclo extenso, pero con la mitad de esa feria me conformaría para Córdoba, al menos en cuanto a la terna de toreros actuantes, porque en cuanto a ganaderías ya sabemos lo que hay en casi todas partes. Aún así confiemos en el serial cordobés, la inclusión de Victorino y Fuente Ymbro es algo esperanzadora...