6/21/2010

JAVIER GALLEGO, LOS OTROS VERAGUAS




















En la provincia de Ciudad Real, en el término municipal de Brazatortas, concretamente en la finca “El Pulido”, pasta la ganadería de Javier Gallego García. Esta vacada tiene su origen en la que formara en 1950 el abuelo del actual ganadero, Enrique García González. Enrique García González, que ya era ganadero con anterioridad, adquirió en los primeros años de la década de los cincuenta, reses al Duque de Osuna. Este ganado tenía su origen en la parte que compró la casa ducal a José Enrique Calderón Alcalde, y que no era más que una cuarta parte en la que se dividió la ganadería de José Enrique Calderón Serrano, tras la venta que realizó en 1945 a Tomás Priego de la Cal Divildos. Por lo tanto lo adquirido por Enrique García era de puro encaste vazqueño a través de “veragua-domecq-calderón”.
Enrique García se desprendió de los derechos de hierro del grupo primero en 1952, creando uno propio en el entonces llamado grupo segundo, antecedente de la actual Asociación de Ganadería de Lidia, formación de la que fue fundador y primer presidente. Tras años de vicisitudes diversas y alejado de grandes ferias y carteles, las ganaderías encuadradas en el mal llamado grupo segundo no podían lidiar corridas de toros, Enrique García fallece en 1973. La ganadería se divide en tres partes y las dos que corresponden a sus hijas se unen para seguir lidiando en solitario.
Con reses procedentes de esta ganadería, Javier Gallego forma junto con Aurelio Hernando la vacada que durante algunos años giró bajo la denominación de Hernando Gallego, a la que agregaron mas reses de origen vazqueño a través de Antonio Luis Sánchez y Sánchez, puras de Trespalacios. La sociedad se disuelve en 2002 y Javier Gallego con ilusión y unas ganas enormes de devolver a su sitio en encaste veragüeño, traslada la parte que le corresponde desde Soto del Real hasta Brazatortas, donde está criando un toro hondo, de gran trapío, seriedad y con la variedad de pelos que siempre caracterizó a lo procedente del encaste que creara Vicente José Vázquez. Ceret será una piedra de toque importante para calibrar la vuelta de este señero encaste al lugar que le corresponde.

1 comentario:

juanito dijo...

Gracias Salvador, Fernando y al resto de los que habéis intervenido en la entrada anterior, porque creo que se-me a aclarado totalmente el encaste de origen tanto de Javier Gallego como de Prieto de la Cal, naturalmente es muy entendible la diferencia de tipo, en función de los lugares en que pasta tanto por el clima e inclusive por el pasto.
Saludos